El Almacenamiento Inteligente: ¿Es el Adecuado para Ti?

Si algo nos enseñó el año 2020, es que la capacidad de adaptación de los almacenes resulta hoy más importante que nunca. En el último año, las instalaciones a nivel global tuvieron que reorientar sus procesos y realizar de inmediato los cambios pertinentes para asegurar la protección de los empleados y el funcionamiento de los negocios.

Debido al flujo continuo de las órdenes en línea, muchas compañías acudieron a los métodos de “almacenamiento inteligente” para simplificar los procesos, actualizar sistemas obsoletos e incrementar la productividad en general.

Examinemos de cerca lo que implica el almacenamiento inteligente

¿Qué significa el “Almacenamiento Inteligente?”

Los almacenes inteligentes usan herramientas o maquinarias automatizadas para mejorar sus procesos, gestionar inventarios y facilitar las tareas de los empleados. Tecnologías tales como la inteligencia artificial, los dispositivos de internet de las cosas (IoT) o las herramientas de manipulación de materiales pueden emplearse para reunir información acerca del desempeño del almacén, mejorar la eficiencia del personal y rebajar los tiempos de recogida.

¿Cómo Me Ayudará el Almacenamiento Inteligente?

El almacenamiento inteligente ha probado su utilidad en las instalaciones de manufactura a nivel mundial y continúa ganando popularidad. Según datos del Estudio Honeywell Sobre la Inversión en Automatización Inteligente Integrada en el 2020, el 48% de las empresas está usando software de ejecución de almacenamiento, el 46% emplea la tecnología de recogida de órdenes y el 44% ha instrumentado otras soluciones robóticas. Honeywell considera además que tales herramientas inteligentes pronto estarán recibiendo inversiones adicionales.

Además, las tendencias muestran que la industria de manufactura sigue avanzando hacia “equipamientos y diseños que proporcionen una mejor manipulación de los materiales en los centros de almacenamiento y distribución.”

El almacenamiento inteligente puede ofrecer asistencia a las diferentes áreas del proceso de manufactura, lo cual incluye:

  • Disminuir los costes de trabajo humano
  • Minimizar los errores de recogida y envío
  • Reducir la probabilidad de accidentes laborales
  • Mejorar la visibilidad general del inventario
  • Incrementar la eficiencia de las operaciones
  • Mejorar la productividad del almacén, así como la analítica y la recopilación de información

Sin embargo, antes de introducir el almacenamiento inteligente, es importante que definas tu estrategia.

¿Por Dónde Comenzar?

Los almacenes se vuelven inteligentes aplicando una tecnología a la vez. Cuando se implementan múltiples dispositivos simultáneamente, el proceso termina a menudo con la frustración del personal y de los equipos de dirección. Debido a ello, es esencial tener elaborado un plan general para la transición al almacenamiento inteligente.

El plan debe definir cuáles tecnologías se implementarán y cómo cambiarán los procesos de gestión a fin de asegurar que el personal entienda cómo usar los nuevos sistemas y permitir que se sienta cómodo con una tecnología antes de implementar otra: esto simplificará el proceso en general.

¿Cuáles Tecnologías Hacen Inteligente a un Almacén?

A medida que la tecnología avanza, también progresa su aplicación en el almacenamiento. Por ejemplo, mediante las herramientas adecuadas, se evita que los empleados caminen de un lado a otro por las áreas buscando artículos o que se pierda el tiempo de varios trabajadores tratando de izar productos de gran tamaño. Los empleados podrán hacerlo con mayor rapidez y eficiencia si usan las herramientas adecuadas, tales como los sistemas de recogida y los manipuladores industriales.

Echemos un vistazo a las cinco tecnologías más comunes utilizadas en los almacenes inteligentes.

Sistemas de Gestión de Almacenes (SGA)

Si no cuentas con un sistema de gestión de almacenes (SGA) digital, es la hora de comenzar a implantarlo. Un SGA incluye el software, el hardware y los procesos que permiten la gestión de las operaciones de almacenamiento desde la entrada de los materiales hasta que ellos son despachados. Centralizar la información hace más eficiente el seguimiento del inventario, la retirada de mercancías y el envío de productos. El SGA controla muchas funciones del almacenamiento, lo cual permite tomar mejores decisiones a partir de la recogida de datos. Un SGA de buena calidad debe ser el corazón de tu almacén inteligente.

Una vez implantado el SGA idóneo, tu equipo puede expandirse y encontrar tecnologías adicionales que se necesitan y son compatibles con tu sistema. Transitar a un SGA digital permite también cambiar ese sistema de gestión basado en papeles que mantiene atrasado a tu almacén.

Tecnología Portátil

Mientras la seguridad y la ocupación del personal sea una prioridad, veremos probablemente un creciente uso de las tecnologías portátiles. Ellas son herramientas útiles para que los equipos de dirección controlen la productividad y los procesos mientras se mantenga aún el distanciamiento social entre los empleados.

Por ejemplo, los dispositivos portátiles pueden cambiar las reglas del juego en los procesos de recogida. Los empleados llevan audífonos y un micrófono conectado a la tecnología activada por voz. Esto permite a los operarios recibir la información de recogida a través de una voz automatizada sin necesidad de ir atrás o consultar documentos.

Identificación por Radio Frecuencia (RFID)

Las etiquetas fueron una vez el método escogido para almacenar y encontrar los productos. Más tarde se agregaron a ellas los códigos de barras para permitir a los empleados escanear rápidamente los artículos durante la recepción, la distribución, el almacenamiento y el envío de los productos. Actualmente, en lugar de etiquetas o códigos de barras, los almacenes están colocando en los paquetes rótulos RFID tan pronto como ingresan en la instalación.

Una vez colocado el rótulo en un artículo, nadie tiene que desplazarse en la planta para encontrar el producto. En lugar de ello, los empleados pueden escanear el área para hallar rótulos digitales específicos. El dispositivo receptor recoge la información y muestra el número, la cantidad y la ubicación de los artículos. El uso de la tecnología RFID ahorra tiempo y energía a los empleados en el momento de localizar productos específicos.

Cuando los empleados cuentan las cajas o recogen artículos siempre hay un margen de error humano. Ellos pueden perder la cuenta, saltar un artículo o contarlo doble. Con los rótulos RFID tales errores se minimizan. Mientras escanean en la planta del almacén, los empleados incluso pueden identificar si los artículos se colocaron en un área equivocada de la instalación. Por supuesto, asegurarse de que el inventario está bien organizado hace más fácil el manejo y envío de los productos.

La Internet de las Cosas (IoT)

La Internet de las Cosas (IoT) permite a los dispositivos conectados a Internet comunicarse con otros dispositivos o sistemas para compartir información. Al estar enlazados con otros sistemas, los dispositivos IoT ofrecen una visión integral de la planta del almacén. Mediante la retroalimentación de la información de sus sensores hacia un sistema centralizado, estos dispositivos identifican los cambios en la temperatura o la humedad que puedan dañar los artículos almacenados.

Los sensores IoT pueden monitorear los factores ambientales para garantizar un correcto almacenamiento. Tales sensores pueden además reportar el estado de los equipos del almacén, como los balanceadores y manipuladores. La información además se envía a un sistema de gestión de almacén (SGA) para hacer chequeos diagnósticos.

Manipuladores Industriales

Como continuación de la tendencia a mejorar la eficiencia de los empleados, incrementar la productividad y disminuir los errores humanos, es probable que veamos a más compañías adoptando manipuladores industriales en 2021. Esas máquinas serán muy útiles para que los almacenes sigan la tendencia a optimizar sus procesos y reducir los riesgos de lesiones.

Los manipuladores industriales se usan a menudo cuando:

  • Un producto es demasiado pesado para que una persona lo mueva a mano
  • Un producto debe ser desplazado a un lugar que no es accesible con facilidad y rapidez, como una estantería muy alta.
  • Una persona puede estar en riesgo de lesión si mueve a mano el producto
  • Una persona puede fatigarse rápidamente si mueve los productos manualmente.
  • Un gran volumen de artículos debe ser movido a corto plazo.

Los manipuladores industriales pueden ser personalizados según las necesidades particulares de cada almacén, lo cual permite a los empleados enfocarse en tareas más importantes que el manejo del material (además de garantizar su seguridad).

Ser Inteligente

El propósito del almacenamiento inteligente es simple – hacer el trabajo más fácil. Las tecnologías que brinda están probadas para potenciar la producción de las instalaciones, disminuir la fatiga del personal, mantener seguros a los empleados y ahorrar dinero en el proceso.

Mientras explores la transición inteligente, hallarás que los manipuladores industriales podrían ser un recurso clave para la mejora de las operaciones en la instalación. Si estás listo para discutir sobre cuál dispositivo de manipulación industrial podría ser el adecuado en tu caso, contáctanos hoy mismo.

Artículos relacionados

  • Publicada el: mayo 15, 2024
    Almacenamiento Dinámico vs. Almacenamiento Estático – ¿Cuál es la Diferencia?
  • Publicada el: febrero 13, 2024
    Las 4 Lesiones Comunes en los Almacenes y Cómo Evitarlas
  • Publicada el: febrero 13, 2024
    Temas Clave a Incluir en el Entrenamiento de Seguridad en Almacenes